Más razones para consumir...

Zanahorias


 Si hay algo en lo que todos podemos coincidir, es que la zanahoria es uno de los alimentos más beneficiosos para el organismo que conocemos. Siempre hemos escuchado que ayuda a la piel a broncearse de manera envidiable y que es excelente para la vista, pero ¿Qué otros beneficios conocemos de este maravilloso vegetal?

Zanahoria

 

La zanahoria es uno de los vegetales más saludables y afortunadamente, es consumida de manera regular a nivel mundial gracias a que crece con relativa facilidad y su versatilidad en la cocina.

 

¿Sabías qué?

  • Existen 100 especies diferentes de zanahorias.

  • El 87% de este vegetal está conformado por agua.

  • Entre todas las hortalizas, la zanahoria es la que tiene mayor contenido de vitamina A. Si consumes 100 gramos de zanahoria, tu cuerpo recibe 104% de la dosis recomendada de esta vitamina.

  • Una zanahoria te aporta la energía necesaria para caminar una milla, pero si la consumes en exceso, puede provocarte una condición llamada carotenemia, que te dará un tono amarillento en la piel.

 

Ahora pasemos a datos que nos interesan:

Según la Organización Mundial de la Salud, las zanahorias pertenecen al grupo de “alimentos prometedores” en la prevención de algunos tipos de cáncer, específicamente, el cáncer de mama. Mientras un informe de la Universidad de Newcastle en Reino Unido, reveló que las zanahorias contienen falcarinol, un compuesto que ayuda a nuestro organismo a protegerse ante la formación de ciertos tipos tumores. Este vegetal también presenta una gran cantidad de vitaminas (A, B, C y E), minerales y antioxidantes y un valor calórico muy bajo.  Pero, expertos señalan otros beneficios:

 

  1. Estimula el apetito por lo que es recomendada para personas que sufren de algún trastorno relacionado con la alimentación.

  2. Por su alto contenido de fósforo y potasio, vigoriza la mente.

  3. Fortalece el cabello y las uñas.

  4. Contiene una gran cantidad de antioxidantes por lo que ayuda a minimizar los signos del envejecimiento.

  5. Es fuente natural de fibra por lo que ayuda a combatir el estreñimiento.

  6. Protege el corazón.

  7. Alivia las afecciones respiratorias.

  8. Es diurética.

  9. Si la consumes cruda, ayuda a cuidar los dientes y encías.

  10. Para las madres en periodo de lactancia, aumenta la cantidad de leche materna.

  11. Protege la retina y evita la aparición de cataratas.

  12. El zumo ayuda a combatir parásitos y a recuperar la flora intestinal.

Ahora, para poner en práctica lo aprendido y sacarle máximo provecho a esta hortaliza, incluye esta hortaliza en tu dieta y toma nota de esta excelente mascarilla de zanahoria y aceite de oliva para darle a tu piel un extra de luminosidad.

 

Para elaborar esta mascarilla necesitas:

1 zanahoria de tamaño mediano, cortada en trozos pequeños

2 cucharadas de aceite de oliva

 

Preparación

Hierve la zanahoria, luego triturarlas hasta convertirlas en un suave puré. Cuando se enfríe la mezcla, agrega el aceite de oliva y remueve hasta conseguir una mezcla homogénea.

Extiende la mezcla sobre tu rostro previamente limpio. Evita el contorno de los ojos y labios.

Deja actuar entre 20-30 min y luego retira con abundante agua fría.

 

Ya saben guapas, ¡manos a la zanahoria!

 


Fuente: El País de España, Tuberculos.org