Elisa Bermudez

LOVELY GOURMET


Hay algo que nos une, no importa la raza, la cultura o religión, y ese algo es sin duda alguna la cocina. Este lugar mágico suele ser el lugar de encuentro donde se comparten las mejores historias, y es que después de todo ¿Qué dice más que la comida?. Cada plato, cada cucharada es una historia. Cocinar es además un arte que muchos usan como vehículo para expresarse, y Elisa Bermúdez, mejor conocida como Lovely Gourmet, es una de ellas. Esta joven venezolana con un talento innato para la cocina, mezcla inusuales ingredientes con mucha creatividad y pasión por la fotografía. Hoy tenemos la oportunidad de conversar con este personaje 100% Puraguapura.


Elisa no es para nada tímida y vestida siempre de brillantes colores nos cuenta, con mucho agrado, sobre sus estudios y las vueltas que la llevó a tener uno de los blogs de cocina más reconocidos en el país.

 

El largo camino

“Estudié Publicidad en el Instituto Universitario Nuevas Profesiones ¡Este no era mi plan para nada! Creo que lo hice porque me decían que tenía que estudiar algo”, explica rápidamente Elisa quien al graduarse del colegio se fue a Francia por un año. “Mi papá quería que me quedara allá, pero no estaba feliz y me regresé”.

De pequeña, el diseño de modas captaba la atención de Eli, como le dicen sus amigos más cercanos. “Empecé a estudiar diseño de modas, pero yo toda malcriada pensaba que era corte y costura por lo que me retiré. Lo cómico es que hoy en día me encanta coser y apenas tengo un ratito libre, me siento en la máquina de coser, pero en esa época era una niña y no tenía ni idea de lo que quería”. Luego Eli probaría con varias ramas que irían desde el diseño gráfico hasta la actuación. “Al final siento que todo eso me ayuda hacer lo que estoy haciendo ahorita y  ojo, aún no descarto en algún momento dedicarme al diseño de moda”.

Elisa Bermudez

Lovely Gourmet

Al ver cada una de sus hermosas creaciones, se puede pensar que desde pequeña Eli dominaba este fino arte, pero la verdad es que esta pasión fue despertando con el tiempo. “Antes de casarme yo no cocinaba ni un huevo. Empecé a entrar a la cocina poco a poco y me fue gustando. Cuando tuve a mi hijo Nico y empecé a colocar foticos de mis platos en Instagram totalmente orgullosa de lo que hacía. Con el tiempo la gente empezó a pedirme recetas y me dieron la idea de un blog. Yo pensaba ¿Recetas de que? ¿Qué voy a saber yo? Pero estando en casa con un bebé recién nacido y nada que hacer, decidí arriesgarme y allí empezó todo”.

Elisa Bermudez

Eli confiesa que siempre ha sido amante de la comida, pero no de la cocina y fue la experiencia que le fue dando el conocimiento. “También viajando se aprende muchísimo. Ahora mis viajes giran en torno a lo culinario. Como familia viajamos por la comida y toda nuestra dinámica gira en torno a la mesa. Mi abuela por parte de mamá cocina increíble, toda esa parte de la familia es buena en la cocina. Me gusta la cocina porque puedes explorar, expresarte”.

“El nombre del blog tenía tiempo pensándolo. Un día escuché a alguien decir que las energías entraban por la mano izquierda, circulaban por el cuerpo y salían por la mano derecha, entonces yo dije que me iba hacer un filtro para que en mi vida solo entren cosas buenas. Pasé dos o tres años pensando en la palabra que me tatuaría en la mano izquierda, una sola palabra. Luego un día escuche Lovely y dije ¡Bingo! Esa es mi palabra. Con el tiempo pensando ideas para el blog me di cuenta que siempre tuve la respuesta en la tuve en la mano”.  

Elisa Bermudez


Fue así como Eli dio inicio a este hermoso proyecto que ya no sólo es un blog, sino que también cuenta con un canal de Youtube y una muy concurrida cuenta de Instagram con más de 65 mil seguidores. “Youtube es mucho más trabajo porque hago las recetas, me grabo, me edito y publico. Ahorita me están ayudando con la edición que es lo que me quita más tiempo. También grabo para VivoPlay y es toda una producción de siete personas, entonces un día tengo la cocina llena de gente y al día siguiente estoy yo sola”.

Ya son cinco años desde que inició Lovely Gourmet. “Cocino y hago fotos todos los días, pero no siempre es para mí. Tengo clientes a los que les tomo fotos en sus restaurantes y otros a los que les desarrollo recetas”.

Elisa Bermudez

No es sólo un plato, es todo un proceso creativo

Quién observa un plato de Eli puede notar que no es la típica presentación gastronómica, cada una de sus recetas es también un festín para los ojos. “Hay platos que salen por antojos, pero también hay platos que los hago literalmente por el plato. Salgo y me compro un plato bellísimo que me pone a pensar en los colores y los ingredientes que puedo presentar allí. No es comida, es colores, texturas, es toda una composición”.

Elisa Bermudez


Eli no se detiene, constantemente está pensando nuevas recetas y nos confiesa que su ingrediente favorito que no puede faltar en su cocina es la mantequilla. “A veces me estoy bañando y pienso lo rico que sería cierta mezcla, luego la anoto para hacerla cuando esté en la cocina. Tengo varias ideas en mi pequeño cuaderno y cuando quiero ponerme manos a la obra, ya tengo ideas claras para empezar”.

Para esta chef empírica, un buen plato es aquel que no sólo te hace feliz, sino que también te resulta memorable. “Puedes estar en un restaurante tres estrellas y al día siguiente no recuerdas ni uno de los platos que comiste. No descarto en un futuro tener un local, en este momento no, pero no lo descarto, aunque de tenerlo sería algo más informal tipo un foodtruck por toda la experiencia que brindan”.

Elisa Bermudez

Ese primer paso

Puede parecer sencillo, pero iniciar y mantener este tipo de proyectos no es tarea fácil. “Creo que el principal obstáculo es el miedo de salir del área de confort y exponerse. Da miedo hacer cosas que te pongan frente a un público porque te sientes juzgado todo el tiempo y te van a juzgar, es una presión constante y más ahora con las redes sociales que no sólo te juzgan, sino que también te ponen nota con los likes”.

“Soy nerviosa, tiendo a sobrepensar las cosas y eso me da ansiedad, hago ejercicio y el boxeo me ayuda muchísimo. Cuando era pequeña me la pasaba meditando todo el día, era mi estado natural. Con el tiempo comencé a cuestionarme el por qué yo pasaba tanto tiempo con la mente en blanco y sin darme cuenta empecé a corregirme a mi misma. Desde ese momento me cuesta meditar. Me ayudo con una aplicación y así bajo el ritmo”.

Elisa Bermudez

 

Barriga Llena Corazón Contento

Por cinco años consecutivos, Eli estuvo con la fundación Doctor Yaso. “Fui payaso de hospital. Dejé de hacerlo porque en una visita tuve un niño que había sufrido quemaduras muy fuertes, no me sentí en capacidad de entretenerlo y yo sentía que él necesitaba tantas cosas que yo no podía darle. Me sentí inútil, me tocó bastante. Seguí con la fundación, pero como pasillera”.

“Para mí es muy importante la parte social y hoy en día lo sigo haciendo en la cocina de la Fundación Barriga llena, corazón contento. Desde esta área siento que puedo aportar más. Este es un rol mucho más maternal y me encanta”.

Actualmente esta fundación atiende a niños del hospital J. M. de los Ríos al proveer alimentos para paliar un poco la reciente crisis alimentaria. “La fundación trabaja todos los días. En mi caso, estoy allí todos los miércoles”. Son nueve los restaurantes de Caracas que aportan alimentos para esta noble causa entre los que se encuentran: La Esquina, Alto Restaurante, Casa Bistró, Lola, Casa Mar, Grill Market.

Eli sorprende no sólo sorprende con sus recetas convertidas en obras de artes, sino que también te atrapa con su amabilidad y espontaneidad. Sin notarlo, esta adorable cocinera está construyendo un imperio gastronómico que cautiva a miles. Gracias Eli por abrirnos las puertas a tu maravilloso mundo.

Elisa Bermudez


Ubícalos tú mismo

Instagram: lovelygourmet

Blog: www.lovelygourmet.top

Facebook: Lovely Gourmet

Youtube: Lovely gourmet